Sin brackets, la solución más estética.

Sin brackets, así funciona la ortodoncia invisible. Utiliza férulas que se cambian cada dos semanas y pueden quitarse para comer, lavarse los dientes… es muy cómoda y no afecta en nada a tu vida.

Una solución diferente pero no menos efectiva que el resto de opciones, como la ortodoncia y los brackets. Estudiaremos tu caso de forma personalizada y tendrás todas las alternativas posibles para obtener el resultado esperado.

Son brackets del color del diente y apenas se notan, los resultados son muy buenos y es una de las ortodoncias más demandadas por su excelente relación calidad-precio.

Los elementos elásticos (gomas, alambres, muelles) que se colocan en estos brackets también son de materiales blancos o transparentes para ayudar en lo máximo a la ortodoncia estética.